El aforamiento de Ángeles Muñoz

20/02/2019
Cuando los partidos políticos se preparaban en Marbella, unos más rápido que otros, para afrontar las elecciones municipales del 26 de mayo, ha llegado la convocatoria de generales para un mes antes, lo que ha revuelto todavía más el panorama.  

Quizá algunos tengan que variar sobre la marcha alguna parte de sus estrategias, o quizá no, pero es evidente que a quien más puede afectar esta acumulación de comicios es a Ángeles Muñoz, presidenta local del PP, alcaldesa, senadora y candidata por quinta vez a la alcaldía.

De sobra es conocida su condición de aforada al disfrutar de su escaño en el Senado, que hasta ahora le ha servido, además de para viajar constantemente a Madrid, también como muro de protección para no tener que dar explicaciones ante los jueces locales por las causas que la salpican desde hace tiempo. Solo podría ser enjuiciada, como es sabido, por el Supremo.

Pero, ahora, la situación cambia. En unos días, Muñoz perderá el aforamiento. Será el próximo 5 de marzo, momento en que se disuelvan las Cortes Generales. Puede ser algo transitorio, si opta por repetir, consigue que su partido la proponga como senadora y sale elegida, pero definitivo si eso no ocurre.

Así, se plantaría en las elecciones municipales con la espada de Damocles, o más bien la de la Justicia, sobre su cabeza.

No olvidemos que el caso PGOU se encuentra pendiente de resolución de los recursos presentados ante la Audiencia Provincial tras haber sido archivado por dos veces por el juez Dívar. Mientras el tribunal malagueño no se pronuncie para volver a reabrir la causa, quizá no tendría problemas.

Distinto es el llamado caso de los cargos de confianza, en el que se investiga un supuesto enchufismo durante los dos mandatos anteriores de Ángeles Muñoz. Este procedimiento está en instrucción, también en el juzgado de Dívar, quien podría decidir señalarla, bien por criterio propio, por el del fiscal o por petición de la acusación popular que ejerce el PSOE.

En definitiva, un complicado panorama para la alcaldesa, que va camino de sufrir un ataque de nervios al estilo Almodóvar si no consigue encontrar una solución.

Y es que, a día de hoy, resulta muy difícil pensar que pueda repetir en el Senado. La nueva dirección de Pablo Casado, al que no apoyó en las primarias, la relevó enseguida como portavoz adjunta en la Cámara Alta.

Con Arenas ya en un segundo o tercer plano, ni siquiera parece que Moreno Bonilla, al que ‘abandonó’ en la campaña de las autonómicas, sea su salvavidas. Queda utilizar el comodín de Bendodo. ¿Le bastará? 
Roma Abogados
Dental Mahfoud
Fernando Moreno
HC Marbella International Hospital
Campus altas capacidades
Gallardo Viajes
Toma y daca
Hidralia
Blogs
El tiempo en Marbella
EL TIEMPO HOY
El Esplendor
JVL
Pivesport
Marbella24horas.es 2019 ©