Clínica Ochoa interiores
LOCAL | TRIBUNALES

Un juez de Marbella se harta y denuncia que los juzgados "son una vergüenza"

J. C. A. | 13/10/2019
     Comentarios
8
Un juez de Marbella se harta y denuncia que los juzgados "son una vergüenza"
  • Una de las tres sedes judiciales de Marbella.
A través de una carta enviada a Marbella24horas, el magistrado Miguel del Castillo del Olmo, titular del Juzgado de 1ª Instancia número uno de Marbella, ha alzado la voz ante lo que ha calificado como "estado tercermundista" de las sedes judiciales del municipio, donde ha recordado que los profesionales trabajan en sótanos "llenos de cucarachas y roedores".

La denuncia no contiene ningún elemento nuevo sobre una situación conocida y criticada por los sindicatos o por otro tipo de profesionales de la Justicia de forma grupal, pero sí aporta la novedad de que ahora la realiza un juez a título personal. 

Ha sido a través de una carta que ha enviado por correo electrónico a este digital y en la que reclama que Marbella tenga, de una vez por todas, unas sedes judiciales dignas. 

Este posicionamiento público del magistrado Miguel del Castillo llega unos días después de que la alcaldesa, Ángeles Muñoz, anunciara un nuevo retraso para el Palacio de Justicia por problemas con el llamado edificio de Roca junto al Hospital Costa del Sol. 

La carta del juez se titula "Marbella. La Justicia Muerta" y concluye de una forma muy rotunda que los juzgados de "son una vergüenza para una ciudad del prestigio y la grandeza de Marbella". 

El magistrado sostiene que los políticos "se han olvidado de la Justicia" y que solo sus grandes profesionales así como la tolerancia, colaboración, paciencia y enorme sensibilidad de unos abogados y procuradores que decuplican los de cualquier capital de España, la mantiene con algo de oxígeno".

Del Castillo explica que el partido judicial de Marbella "está al nivel, desde la perspectiva de la atención e inversión del gobernante, de un país tercermundista".

Califica las instalaciones judiciales "horrendas e insalubres" y también "miserables e impropias" y añade que "quienes tienen que invertir dinero no lo hacen". 

"No merecemos trabajar en sótanos o sedes apestadas, llenas de cucarachas, roedores, ventilaciones malolientes cuando no averiadas. En definitiva, los ciudadanos no deberían admitir esta maldita cutrez", explica en la carta. 

"Deseo transmitir que yo no me voy a conformar. Hoy no. Hay que unir a todos los colectivos y reivindicar lo que es justo para el ciudadano", añade. 

En definitiva, una dura carta, que firma el titular del Juzgado de 1ª Instancia número uno de Marbella que, como él mismo explica, lleva más de diez años en la ciudad y, por tanto, conoce bien todos los problemas que denuncia. 

El texto íntegro de la carta es el siguiente: 

Marbella. La Justicia Muerta. 

Sí, se trata de Marbella. La ciudad que simboliza la excelencia turística, el refinamiento, el lujo, la de los mejores restaurantes y chefs, la de los más espectaculares conciertos, allí donde residen tantos famosos, o no tanto, con algunas de las fortunas más importantes del mundo. Y con pleitos, también…

Se trata de Marbella. Sede de grandes congresos, gran ciudad, donde todo ser humano querría vivir, con uno de los mejores climas del mundo, emblema de la Costa del Sol, internacionalmente conocida por su belleza, mar, por su inigualable cielo azul, hermoso casco histórico, por Banús, por San Pedro (mi San Pedro), por la Concha, que se abre para despertarnos cada mañana…

Marbella. Allí donde elegí (elegimos) vivir hace más de diez años, si bien con la ingenua ilusión de que ser Magistrado, ejercer la digna profesión judicial, o cualquiera en realidad relacionada con el mundo del derecho, estaría a la altura de un nuevo y apasionante destino…

No tardó mucho, sin embargo, en llegar la desilusión, el hartazgo para muchos, a pesar de que la complejidad y la importancia de los asuntos seducirían a los mejores juristas.

Conozco – hoy creo que sí - al partido judicial, a muchos de sus profesionales, y, cómo no, sus "edificios" judiciales, y, tras este tiempo y una voluntad de observación que no son poca cosa, he llegado a la conclusión de que los políticos – hay que ser sincero, como un testigo en juicio - se han olvidado de la Justicia. En este caso, es que ni siquiera discrepan. Por eso entiendo que deben agradecer que alguien – otro más – se lo diga.

Está Muerta. Escúchenme, esto no es digno de la gran Marbella.

Este partido judicial, en el que se celebran juicios de una entidad y relevancia sin parangón en España, a la altura, en cuantías, de pocas ciudades de Europa, donde se tramitan investigaciones judiciales contra la delincuencia organizada y las mafias más peligrosas del continente, donde se piden pensiones alimenticias de cien mil euros, les digo, un partido judicial con unos juzgados que resuelven lo que cualquier ciudadano - como ven - ni se imagina, con miles y miles de asuntos, en el que el ilustre colectivo de abogados ejercientes supera el millar, sin embargo, está al nivel, desde la perspectiva de la atención e inversión del gobernante, de un país tercermundista.

Digo más. Está al nivel de un pueblo pequeño de un país tercermundista. Da pena viajar por Europa y descubrir que cualquier localidad con un mínimo de relevancia cuenta con unos medios que no tienen ni punto de comparación con los de Marbella, y en el más modesto pueblo se imparte Justicia en instalaciones del siglo XXI ( y no en almacenes de muebles con desesperante olor a orina ), siempre con una carga de asuntos diez veces menor, por una sencilla razón. Allí, la Política es más consciente de lo que significa la dignidad de su hermana Justicia…

Quiero rectificar. La Justicia está casi muerta en Marbella. Nunca se pierda la esperanza, Mas créanme, solo sus grandes profesionales – funcionarios, letrados de la administración de justicia, fiscales, forenses, jueces – así como la tolerancia, colaboración, paciencia y enorme sensibilidad de unos abogados y procuradores que decuplican los de cualquier capital de España, la mantiene con algo de oxígeno. Seguro que Policía y Guardia Civil también tienen algo que decir...

Ojalá fueran capaces mis conciudadanos de percibir la mirada atónita de todo extranjero que tiene un pleito en Marbella y llega a nuestras horrendas e insalubres "instalaciones". Las miradas lo dicen todo. También el gesto retorcido por la peste, o por la estrechez, o esa inesquivable sensación de anarquía y suciedad, a pesar del gran trabajo de las escasísimas limpiadoras. A veces hasta se me acercan personas desde el banquillo de la sala de vistas para preguntarme cómo es posible que en Marbella se consienta esto. ¿Marbella? Creen no estar aquí, pero lo están...

Pero quienes tienen que invertir dinero no lo hacen. No quieren. Apenas en Violencia de Género, y siempre y cuando no sea en fin de semana, precisamente cuando más víctimas hay. Y es que el servicio, en lo que atañe a funcionarios y medios materiales, informática, y un largo etcétera, está dirigido, o coordinado, incomprensiblemente, para centenares de miles de habitantes, desde diminutas oficinas, sitas en la "más que lejana" Málaga capital, con el mismo sistema organizativo que hace 40 años. Por ponerles un ejemplo, los taxis que usamos vienen de Málaga (¿?). Y luego vuelven... Y no solo los taxis, también operarios para reparaciones, informáticos, desratizadores...

Recuerden que solo Marbella y Estepona - son las que me quedan más cerca - reciben a diario en sus miserables e impropias instalaciones judiciales entre doscientos y trescientos funcionarios, o quizá más, todos los días reitero, absurdamente dispersos en nada menos que seis o acaso siete desconectadas e improvisadas sedes judiciales, asistiendo a juicios y otras diligencias, procedentes de toda España, miles de abogados, con, a su vez, miles, miles, de particulares, diariamente repito. Solo algún gran hospital supera esta afluencia en Andalucía... O no.

El servicio está a cargo, desde hace demasiado tiempo, de personas bienintencionadas pero más que infradotadas en lo económico, y mal organizadas. Esto tiene que saberse. Cualquier ciudadano - vuelvo a repetir - se quedaría perplejo si conociera el casi nefasto modelo de gestión. Si es que existe modelo.

Con esta carta deseo transmitir que yo no me voy a conformar. Hoy no. Hay que unir a todos los colectivos y reivindicar lo que es justo para el ciudadano.

Y es que la Justicia, en este partido judicial - no solo en éste - es símbolo de la lucha contra la corrupción y las desigualdades, pero, siendo tal su relevancia, está obligada a hacer frente de un modo cuasi permanente, a una muy deficiente, por precaria, gestión, y a un sordo y pertinaz abandono más que evidente de reivindicaciones eternas en cuestión de sedes judiciales, que, como digo, pasarían perfectamente – con perdón - por las propias de un país centroafricano, o de una república bananera. Viajen y comprueben la diferencia con cualquier país de nuestro inmediato entorno. Constanten nuestro dramático paisaje judicial por contraste.

Parece que nada cambia. Métanse en internet y comprueben cuánto anuncio de inversiones que al final resulta incierto. ¿Mentira?. Por más que se promuevan iniciativas, por más que se celebren reuniones, hablar nunca sirve de nada, pues no llegan decisiones sabias y valientes. Decisiones que han de provenir de quienes no persigan el voto, sino el sentido común. Miradas con perspectiva, sí, las necesitamos, las imploramos, inteligentes, generosas y con visión de futuro, de personas más cercanas a la Justicia, que asuman que Marbella, y en realidad toda la Costa del Sol, no se merece esto. Pocos servicios son tan importantes. No merecemos trabajar en sótanos o sedes apestadas, llenas de cucarachas, roedores, ventilaciones malolientes cuando no averiadas. En definitiva, los ciudadanos no deberían admitir esta maldita cutrez.

Pero como diría aquel, hoy he tenido un sueño. Al despertar hasta hube de apartar una lágrima de mis agrietados pómulos. Soñé con un día – cómo no, soleado, en esta maravillosa ciudad - en que mi vocación quedaba plenamente satisfecha, y en que, tras tantas promesas incumplidas, a las 12:00 horas de un lunes de primavera, un Presidente autonómico, un Vicepresidente, y una alcaldesa, junto con todos los miembros de la oposición, ponían la primera piedra para algo más que una sede judicial nueva, saciando con ello mi franco anhelo, mi subyacente propósito: Que juzgar y ejecutar lo juzgado en Marbella, en realidad en toda la Costa del Sol, ¡por Dios!, sea posible en mejores condiciones.

Porque estamos en un espacio geográfico de España donde el Derecho, en toda su amplitud, permitiría a cualquier profesional desplegar la máxima capacidad, además de estar alegre y satisfecho, en beneficio del justiciable.

Por favor, siempre desde el máximo respeto, y pidiendo disculpas por algún exceso verbal del que espero no arrepentirme, yo pido a quienes manejan los caudales públicos, esto es, miles de millones de euros, que prioricen adecuadamente, que oigan a los que entienden. A todos, y de todos los gremios jurídicos. Que hagan proyectos a largo plazo, que eleven las miradas. Y sobre todo que nos ayuden a superar este estoicismo, esta suerte de resignación y frustración colectiva que tantas mañanas me rodea tras buscar durante más de un cuarto de hora aparcamiento para trabajar y adentrarme en esta especie de cripta judicial donde se resuelven los procedimientos de más cuantía de Andalucía.

También porque es mejor para la economía, para la inversión y la confianza en las instituciones, para la imagen simplemente, me pongo, para terminar, a disposición de mi gran Político soñado. Ese político o política Grande, Necesario, que imaginé la noche anterior. Y lo hago porque sinceramente, aunque sea consciente de que lo más importante en la vida es el Amor, la Salud y la Familia, la verdad es que estos juzgados, en estas condiciones, créame el ciudadano, son una vergüenza para una ciudad del prestigio y la grandeza de Marbella.

Miguel del Castillo del Olmo. Magistrado de Marbella.


Noticia relacionada: 
- Clamor contra la Junta por el estado de las sedes judiciales en Marbella

COMENTARIOS
Comentarios ( 8 )     Página 1 de 1
Comentario + valorado
Marbella, la ciudad enferma.
13/10/2019 - 18:26H
30
Comentario
Comentario deficiente!
0
La ciudad que tiene instalaciones tercermundistas y va de ciudad de lujo. La ciudad con colegios que son barracones, la ciudad con bibliotecas cerradas o que se inundan cuando llueve. La ciudad de las instalaciones deportivas más vergonzosas de toda la provincia...y así todo. Pero lo importante es votar a una alcaldesa que el único interés que tiene es criar unas lindes para que su família pueda dar el pelotazo urbanístico. Enga, a disfrutar de la Playa.
María Eugenia. Marbellers, Marbelli es para los que no son nativos de Marbella7
29/10/2019 - 20:03H
0
Comentario
Comentario deficiente!
0
Los calabozos del juzgado de Marbella es el sitio más insalubre que en mi vida he visto, hasta se coje sarna, de asqueroso, y si es el boquete donde hacen sus necesidades los presos, me desmayo ya, y también la manera de pasar totalmente de la empresa de mantenimiento
Añadido a la carta del juez
14/10/2019 - 17:30H
6
Comentario
Comentario deficiente!
0
Me parece interesante la carta del juez y añadiría cierta cuestión ,hace Unos años quizás no estaba aún usted aquí ,enviaron una carta firmada por todos ellos donde solicitaban al alcalde que había en ese momento ayuda para el mejor desarrollo de su actividad , y lo que solicitaban eran más plazas de aparcamientos para ellos y los funcionarios ya que ello ayudaba como decían al mejor desarrollo de actividad laboral , para ello aparte del recinto interior y las aceras colindante solicitaron en la acera ya parte del cortijo Miraflores con el perjuicio para los vecinos de la zona , ya que si para ellos llegar y aparcar era fundamental para su tarea laboral también lo era para los vecinos , y en el juzgado de la circunvalación ya que decir la zona de seguridad donde aparcan los funcionarios se convierte en una zona de inseguridad y peligro con la falta de respeto y de civismo con él agrado de este ayuntamientos aparcando de forma totalmente ilegal,todo esto lo añadiría a esa carta ,
Marbella (ya no) se queja
14/10/2019 - 13:06H
9
Comentario
Comentario deficiente!
0
Un presidente de un club se harta y denuncia el mal estado de las Instalaciones deportivas. Ha, ja, ja, quedaos sentados mejor
De Marbella
14/10/2019 - 11:23H
11
Comentario
Comentario deficiente!
0
La Marbella Escaparate vs la Marbella real que padecemos los que vivimos aquí todo el año.
Marbella
14/10/2019 - 10:04H
10
Comentario
Comentario deficiente!
0
Ha dicho esto y que?...creeis que va acambiar algo con el pueblo callado....cuantas barbaridades ocurre en Marbella y nadie dice nada por los intereses y la pasta. Que sepan que la pasta se acaba pero la dignidad, integridad y el buen hacer a la personas (pueblo) es una cosa que te persigue. "El hombre es un lobo para el hombre"
Hijo del Pueblo
13/10/2019 - 21:15H
18
Comentario
Comentario deficiente!
-2
Mis respetos por su señoría, el magistrado Sr. Del Castillo, le honra que desde su posición tenga la dignidad y el valor de reivindicar algo que nos compete y atañe a toda la ciudadanía. Créame, su reivindicación es un acto que en esta ciudad está muy sobrevalorado. No se puede imaginar el montón de abrazafarolas y pelotas que hay en esta ciudad y que no tienen la valentía de revelarse por situaciones parecidas como la que tenemos en las instalaciones deportivas de nuestra ciudad, presidentes y directivos de los clubes que son unos cobardes y no levantan la voz por intereses propios. Todo por la pasta, todo silencio porque o bien les callan a base de subvenciones o bien no quieren que les quiten los privilegios de los negocios que tienen a costa de los clubes.
Antonio
13/10/2019 - 20:40H
13
Comentario
Comentario deficiente!
0
Si señor ya era hora k alguien empiece a decir las cosas claras, aquí todo lo k sea lujo y salir en fotos los políticuchos allí acuden, ahora a la hora de arreglar las cosas cada uno le echa la culpa al partido contrario, dejarse ya de ya de tonterías y trabajar por los ciudadanos.
Escribir un comentario
Nombre (requerido)
  Faltan: 1000 caracteres

Acepto los términos legales

HC Marbella International Hospital
Roma Abogados
Footers
Gallardo Viajes
Dental Mahfoud
Hidralia
Blogs
El tiempo en Marbella
EL TIEMPO HOY
JVL
El Esplendor
Pivesport
Marbella24horas.es 2019 ©